domingo, 24 de agosto de 2014

Quizasmente

Quizasmente esto que se siente en el pecho no sea un balazo, razón por la cual sigo viviendo, con dificultad, soportando todo esto tan nuevo y horrendo, sin saber que será de los días que vienen,
que le espera a mi vida los meses que vienen, sabiendo solamente que en la neblina NO SE PUEDE frenar. Si marchar despacito, en primera, con las luces bajas, pero no frenar.
Entonces ahi ando, marchando despacito en la niebla. Me pasan cosas como estas en un momento en el que mi amor me desprecia, me odia y aprovecha para decirme que busque refugio en otros brazos..
Nada me desespera mas que la incomprensión de su parte. Mas que nunca necesitaba que me acaricie la nuca y me tape la cara con su hombro para que nadie vea que estoy llorando, y que no quiero llorar mas, ni estar mas triste nunca más. Pero eso no pasa en mi vida. Me echó a escobazos de su lado y sigo ahí
naufragando horrorizado por todo este océano espeso.
Seguramente de esto se trate vivir. Seguramente estas cosas te hacen mas fuerte. Pero me re cago en ser mas fuerte si el costo es tanto horror, tanta tristeza, tanto dolor, tantas ganas de no encariñarse nunca más con mas nadie..

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentate algo.

No pasa nada

No pasa nada Por la ventana no pasa nada el frío/calor, el puñal en la espalda no pasa nada Si pudiera saldría a caminar vacío silbando...